martes, febrero 17, 2009


Hay algo que es especial.
Puedo pasar un día entero y no abrazarte, no besarte... puedo pasar una noche entera y quizá no nos vayamos a dormir juntos... No porque no lo ameritemos: el cielo y la luna saben que más allá de todo somos hombre y mujer, sino porque no es lo primordial. Hay algo que te hace diferente, que me daría la pauta de que sos vos, entre millones de seres idénticos.
Puedo saber que querés todo y a la vez no querés nada. Pero aún así, aún sabiendo quizá viajes eternamente entre abrazos peregrinos y nunca busques un nido donde encallar, tenés ventaja.
Puedo mirarte y saber más de lo que creés. En tu risa hay algo que brilla más que muchas estrellas.
Es eso, ese algo. Esa incertidumbre que me desconcierta, ese misterio que quizá hasta vos desconozcas pero a mi ojo crítico no escapa.
Disfruto tu sonrisa inmensa, enamorada de la vida. Disfruto escuchándote decir que no se mezclan las cosas. Disfruto tu alegría porque la hacés contagiosa... Porque hoy escribiendo esto, y es uno de los días más tristes y grises del año... y sin embargo, estoy sonriendo.
Porque no importa que las cosas se den de un modo extraño, después de tantos desencuentros, después de horas y horas de escaparle a la incertidumbre y al miedo al error... Sos especial y esa es una gran virtud, digna de estás palabras y más.

2 comentarios:

El Hippie Viejo dijo...

Es así mi querida Belén.
Encontramos en la Vida personas que nos atraen, que hacen que nos sintamos bien, que producen cierto misterios en nosotros
pero que nuestra piel los acepta
sin tantos reparos.
Es así Belén
y es una suerte hallarlos!

Recibe mis saludos querida Amiga!

besos

Adal

SAFIRO dijo...

Ese "algo", que con hilos invisibles nos une a un alguién...y no acertamos a saber ni que es ese "algo" ni el porqué, pero que nos hacen bien, nos atrae, nos gusta y nos hace soñar ese algo y su alguíen.

y mientras esos misteriosos caminos se transitan uno siente que está vivo y que vale la pena.

Un beso, Belen