miércoles, julio 18, 2007

Apreta los dientes mujer... aprètalos fuertemente hasta que rechinen y mastica tu pena.
Pero ya no llores, que el cielo pierde el rumbo si se apaga tu sonrisa, seca tus làgrimas, maquilla el dolor y sal a ver como el sol se rìe de la tarde.
Vìstete de sombra y habita en el sueño de aquel hombre que sin saberlo atrapò tu alegrìa y con sus dedos enamoradod la estrujò hasta aniquilarla.
Sacà tus pinceles hermosa Amelie, y disfraza a la oscuridad de payaso ¡ màs rìe con ella!. Regàlame ese placer bonita, dèjame verte reìr. Permìteme endulzarme con la ingenuidad que traza la curva de tu boca.
Vamos Amelie, ya no leas su carta que te hace llorar, guàrdala que se derretirà en el calor de sus manos, cuando èl regrese. No màs làgrimas muchacham ya no màs... que el verde de tus ojos simula ser el cèsped empapado por el rocìo en la mañana.
Ahora pinta tu cuerpo con acuarelas y sal a bailar la danza del sol, que los àngeles velaràn por tu mirada.
¡Rìe Amelie, rìe a carcajadas! deja que el dolor de su ausencia se evapore entre los poros de tu piel. Espèralo alegre, maquilla tus encantos para el encuentro con sus labios. Deja al aire libre tu alma enamorada. Desnuda tu horizonte y regàlale tu poesìa. Y ya no llores bonita Amelie... vamos capullo de margarita, vìstete de sol...

2 comentarios:

Veronika dijo...

Que le pida alas a las mariposas...

Un abrazo

Lully, Reflexiones al desnudo dijo...

Ahora comprendo porqué mi amigo Adal disfruta de tu blog.
Es encantador y obvio, hace honor a tu dulce sonrisa.
Qué ese manto de sonrisas lindas siempre te cubra.
Un abrazo afectuoso desde Colombia!